Kinchil, Yucatán; 13 de mayo de 2018 (ACOM).- Tres briagos que caminaban de regreso a Tetiz fue atropellados por un tricimoto que se enfilaba a dicha comunidad vecina, la madrugada de este domingo.

Después de acudir al baile de la fiesta de Kinchil, y beber hasta quedarse sin un centavo para ocupar un taxi; estos tres vecinos teticeños empezaron a caminar para tratar de llegar con destino a su hogar, a unos cuatro kilómetros y medio de esta localidad.

Ya habían logrado caminar dos kilómetros, pero alrededor de las cinco de la mañana, la nave adaptada que guiaba José Isidro C.C., terminó atropellándolos a la altura del Colegio de Bachilleres (Cobay) del municipio.

José alegó que estas personas ocupaban parte de su carril sin tener algún reflejante, y como de frente venía otro carro, no pudo evitar el accidente. José Isidro llevaba un flete al mencionada población, por lo que se estacionó para dar parte a la policía municipal.

Al final, quien se llevó la peor parte fue Carlos T. P. (a) “Carlitos” de 25 años. También presentaron contusiones Uriel T.S. de 22 y otro sujeto que no fue identificado. Este último joven fue el menos alcoholizado y aceptó su grave error que a nada estuvo de cobrarle la vida a su amigo Carlitos, quien tiene una discapacidad motriz.

Al lugar de inmediato llegaron elementos de la policía kinchileña, minutos después paramédicos de la ambulancia Y-18 de la Secretaría de Seguridad Pública y hasta una unidad de la Cruz Roja. Asimismo arribaron agentes de la SSP para el deslinde de responsabilidades.

Se supo que Carlos fue trasladado al hospital O’Horán de Mérida, descartándose posibles lesiones que pongan en riesgo su integridad.

Cabe señalar que en la ambulancia de traslado de Kinchil abordaron a la familia de cuatro integrantes que transportaba el mototaxista, quienes apenas sufrieron algunos golpes, así como a los dos “caminantes” para que reciban una valoración general en el IMSS de esta cabecera municipal.

Dejar respuesta