Ivonne Ortega, ex secretaria general del PRI, denunció  el lanzamiento de una campaña en su contra a través de las redes sociales, en represalia por las críticas que lanzó contra su partido.

La ex Gobernadora de Yucatán dejó ver la posibilidad de que los ataques provengan de militantes del propio tricolor.

“Ayer critique al PRI y a sus viejas prácticas. Hoy me están atacando en Twitter con una campaña negra de mala fe. Vuelvo a preguntarme. ¿Fuego amigo?”, cuestionó.

“Precisamente por eso levanto la voz. Porque la gente no quiere un PRI que dialogue consigo mismo, entre las élites y entre las diligencias”.

En un mensaje, la diputada con licencia recordó que, en su momento, Luis Donaldo Colosio levantó la voz contra “el PRI de una sola persona” y lo presionaron para que se callara.

“No lo hizo, seguro de que todo el esfuerzo vale la pena para meter a México al siglo XXI de la mano de una verdadera democracia. Hoy les digo más fuerte: no me van a detener”, advirtió.

Este sábado, durante una reunión privada con cuadros priistas de varios estados, Ortega criticó al PRI y a su dirigencia nacional.

Consideró que el tricolor ha perdido rentabilidad electoral y que ha incurrido en errores como abandonar a la militancia.

Sostuvo que tanto el PRI como el Gobierno han usado a los ciudadanos a quienes, dijo, se les debe pedir perdón.

Señaló que el Revolucionario Institucional ha sido derrotado por sus propios cuadros en estados como Quintana Roo o Durango, donde la selección de los candidatos ha sido equivocada.

Este domingo, a través de distintas cuentas de Twitter, se publicó el hashtag #LaCorrupcionDeIvonne, con el que se hace referencia a supuestas empresas de la aspirante presidencial que no pagan impuestos.

“Las empresas de Ivonne Ortega no pagan impuestos, su plan es corrupto y aspira a robarle al País”, se lee en la cuenta de @_MarisolCR.

“Eres una politiquillos de quinta Ivonne Ortega, es tanta tu urgencia de poder que haces todo para robar”, posteó la cuenta @JT5_7.

Ortega ha expresado públicamente su interés de buscar la candidatura presidencial del PRI en el 2018.

Para ello, pidió licencia como diputada federal y ha lanzado varias iniciativas contra polémicas decisiones gubernamentales como el gasolinazo.

Convocada por la expresión “Alianza Generacional”, la política yucateca acudió el pasado viernes a una reunión en la que también estuvieron presentes priistas que respaldan las aspiraciones presidenciales de diversos personajes del tricolor como Miguel Ángel Osorio Chong, Manlio Fabio Beltrones y José Antonio Meade, entre otros.

Durante una reunión privada, el sábado 89 priistas, entre ellos la yucateca, exigieron que la elección del próximo candidato presidencial del PRI sea por consulta directa a las bases y simpatizantes, sin sumisión al presidente Enrique Peña Nieto.

Asimismo, demandaron que se cierre el paso a la apertura de puertas o anulación de candados que permitan que el PRI postule a la Presidencia de la República a un personaje vinculado al PAN o sin trayectoria partidista.

En este encuentro participaron 89 priistas, entre ellos José Ramón Martel, José Encarnación Alfaro, Alberto Aguilar Iñárritu, la ex gobernadora de Yucatán Ivonne Ortega Pacheco, Yolanda de la Torre, José Adolfo Murat, y en un primer momento, sin participar en el debate interno, Ernesto Gándara.

También participaron Mireya Sánchez Quiroz, Alfredo Femat, Pablo Casas, Nabor Ojeda, Jaime Santoyo Castro, Carlos Jongitud, así como ex legisladores, ex alcaldes y ex dirigentes estatales del tricolor, así como miembros de “Alianza Generacional” y de “Nueva Corriente Democrática”.

En la mesa, José Ramón Martell explicó que de todas las reflexiones se construirá un documento con base en una propuesta de diez puntos presentada por la ex gobernadora de Yucatán, Ivonne Ortega, para llevarla a la Asamblea Nacional.

“Si hay oídos sordos repensaremos qué vamos a hacer, me quedo con eso, con mucha seriedad, somos muchos los que pensamos lo mismo, los que pensamos igual, perdón por la expresión, los que estamos hasta la madre de seguir perdiendo el prestigio del PRI con lo que se está viviendo, estamos hasta la madre.

“Entonces qué vamos a hacer si pensamos igual, si queremos que sea diferente, una lucha dentro, pero si esa lucha cae en el desierto y se seca la gota, ya sabemos que nos reuniremos para saber y decidir qué es lo que sigue con nuestras convicciones, nuestra ética, con nuestra moral y con nuestro deseo de seguir haciendo política.

“Queremos recuperar un México que piense que por encima de las ambiciones de poder y de dinero está el cómo lograr que los que manos tienen puedan ascender socialmente para poder a la letra muerta escrita de la constitución”, dijo.

La ex gobernadora de Yucatán, invitada a la reunión sin ser parte de alguna de las corrientes priístas participantes, concluyó que “la rentabilidad electoral, la competitividad del PRI, ha caído en 4 millones 900 mil votos”; señaló:

“Hay muchos ejemplos de cómo el PRI ha perdido elecciones por malas decisiones al elegir candidatos, muchos de ellos sin el aval de la militancia, por eso es necesario que las candidaturas surjan de consultas directas a la base y a la ciudadanía”..- Ivonne ortega

Dijo que ante la pérdida de competitividad del PRI es fundamental el proceso de selección de candidatos rumbo al 2018, pues sólo con los abanderados correctos, dijo, podrán ganar la Presidencia de la República y los demás cargos en disputa.

Advirtió que el futuro del PRI depende de una correcta selección de candidaturas. “A lo largo del país muchos priistas me han manifestado que es necesario abrir a la base militante los procesos de selección de dirigentes, para garantizar su pertenencia al partido y su legitimidad”.

Hugo Díaz-Thomé, presidente de “Nueva Corriente Democrática”, expuso un documento en el que plantea la “inviabilidad” de procesar la voluntad de un único consejero político nacional”.

Exige que haya un proceso abierto para elegir a su candidato presidencial “evitando que intervenga un puñado de personas dentro de un cuarto blindado, ya que se corre el riesgo de que ahí solos, sin que nadie observe lo que están haciendo, la soberbia los desquicie”.

Que desprecien, agrega, el régimen político pluripartidista en que vivimos y la ilusión del régimen del partido hegemónico que tanto añoran derive en que la agenda de negocios y los abusos esté en el centro del apetito del poder, y por ello consecuentemente traten de utilizar al Partido y a los priistas como plataforma para catapultar semejantes intenciones.

En el texto dirigido a Ochoa Reza y Ruiz Massieu plantea “elegir en la Asamblea Nacional una nueva dirigencia del partido que cuente necesariamente con trayectoria y prestigio, amplio consenso e independencias del grupo de poder como requisitos indispensables para construir la credibilidad social del PRI”.

En la reflexión interna, que será integrada en un documento que se defenderá en la XX Asamblea Nacional del PRI, Harry Jackson Sosa, vinculado con gobiernos priistas de Veracruz, demandó que se privilegie la militancia del partido antes de dirigir al partido.

“Muchas veces nos mandan del servicio público a una gente que nunca ha militado en el partido, que no ha trabajado en el partido, no ha salido a pedir el voto y nos lo mandan como administrador del partido y eso sucede en todas las estructuras y eso debe de cambiar”, aseveró.

 

Dejar respuesta